Jóvenes de la UPB apuntarán a un cambio global en el modelo de la ONU

Disponible en:Medellín14 feb. 2020

 
Estudiantes con la profesora

 

Agencia de Noticias UPB – Medellín. Estudiantes de todo el mundo se concentrarán en Nueva York desde el 29 de marzo hasta el 2 de abril, con un solo objetivo: transformar las sociedades actuales. Su estrategia será hablar sobre los principales problemas que se presentan globalmente y las respectivas soluciones para poner fin a las adversidades que azotan a miles de comunidades.

Este modelo es una simulación del funcionamiento del sistema de Organización de las Naciones Unidas, el cual reúne estudiantes que están cursando la secundaria o la universidad para tocar temas de la agenda nacional.

Entre estos agentes de cambio se encuentran 4 estudiantes de la Universidad Pontificia Bolivariana de Medellín, quienes representarán a la delegación de Guatemala en diferentes comisiones, donde deberán analizar exhaustivamente situaciones problemáticas de carácter global como el emprendimiento femenino, la construcción de paz de los jóvenes, el cumplimiento de los objetivos de desarrollo sostenible, la situación de los niños en conflicto y los derechos étnicos y de las personas discapacitadas. 

“Ellos deben elaborar un texto sobre lo que se ha hecho, lo que falta por hacer y cuál es la propuesta de cada uno de los temas desde la perspectiva del país. Cada comisión cuenta con 3 temas claves a tratar, pero solo uno es elegido para desarrollarse de acuerdo a la prioridad y a la conciliación a la que se llegue con los otros países y, de esta manera, buscar juntos una solución a través de la proposición de estrategias que ataquen directamente estas problemáticas”, afirmó Eika Auschner, docente de Negocios Internacionales de la UPB y docente acompañante del proceso del modelo. 

Estos encuentros no solo permiten visibilizar las realidades de las comunidades más vulnerables, sino que también le dan a la población juvenil un papel en el proceso de transformación social, haciendo de ellos personas más críticas, analíticas y humanas.

“Es importante contrastar las posturas del mundo y ver cómo se pueden aplicar conocimientos a comunidades, cómo desde la ONU se pueden plantear estrategias que promuevan el desarrollo sostenible. Es la oportunidad de tener un intercambio cultural para conocer otras visiones del mundo y un intercambio interdisciplinario, pues todos somos de carreras distintas y tenemos perspectivas diferentes frente a una misma situación, lo que nos permite darle profundidad al tema”, aseguró Johana Villa, estudiante perteneciente al modelo en la tercera comisión, enfocada en asuntos sociales y humanitarios.

 
Trabajando en los proyectos que serán presentados

Cada uno de estos temas afectan la calidad de vida de las naciones allí presentes, por lo que es necesario elaborar un proceso de investigación arduo que lleva a los estudiantes fuera de su zona de confort y les plantea grandes retos como adentrarse en una cultura diferente y entender las políticas de gobierno ajenas a su país.

“El mayor reto es enfrentarse a estudiantes de diversos países en otro idioma y con pensamientos distintos, pero también esta experiencia es una oportunidad para aprender sobre un área en la que uno no es experto, porque esto me ayuda profundizar conocimientos y conocer el funcionamiento de las relaciones internacionales”, expuso Sebastián Carvajal, estudiante perteneciente al modelo en la comisión de la construcción de paz.

Es una experiencia muy enriquecedora que lleva a los delegados a ponerse en los zapatos de la otra persona, a entender su contexto y buscar soluciones viables a través del trabajo en equipo y la creación de alianzas entre las diferentes naciones.

Por Manuela Granda Guzmán, Agencia de Noticias UPB - Medellín.

  • Todos los derechos reservados
  • Términos y Condiciones
  • Política de Privacidad
  • Septiembre de 2016 - Colombia
  • Universidad sujeta a inspección y vigilancia por el Ministerio de Educación Nacional.
  • Acreditación Institucional de Alta Calidad Multicampus. Resolución 17228 del 24 de octubre de 2018 - 6 años. Otorgado por el Ministerio de Educación Nacional.