La impermeabilización del suelo en Medellín

Disponible en:Medellín4 jun. 2021

 
Medellín

Agencia de Noticias UPB – Medellín. La temporada de lluvias en Medellín está muy marcada en dos picos, el primero, entre los meses de marzo, abril y mayo y, el segundo pico, en los meses de septiembre, octubre y noviembre. En estas épocas de invierno se manifiestan problemáticas que afectan a los ciudadanos, como lo son las inundaciones, derrumbes y daños a las infraestructuras.

Los desastres que provocan las fuertes lluvias son más evidentes que hace 30 o 40 años. Juan Camilo Isaza, profesor de la Facultad de Arquitectura de UPB, habló sobre las razones por las que estos problemas se manifiestan más ahora que en el pasado, haciendo énfasis en que hace 30 años Medellín no estaba tan urbanizada, lo que dejaba muchas zonas verdes en la ciudad que absorbían un gran porcentaje del agua que cae y luego la drenaba, haciendo que las inundaciones no fueran tan frecuentes en esa época y añadió: “Cuando nosotros construimos cogemos una zona natural y alteramos completamente sus índices de permeabilidad , entonces un terreno que pueda absorber entre un 30 % a un 50 % de agua se urbaniza, lo que estamos haciendo es impermeabilizando el suelo, poniéndole capas para que el agua no pueda filtrarse por el suelo”.

Desde hace aproximadamente 15 años, han aumentado las lluvias en el Valle de Aburrá, en unas temporadas que están bien definidas a pesar de no tener estaciones. El asunto crítico es que cuando se combina la temporada de lluvias con la urbanización de Medellín lo que se provoca es que el balance hídrico del suelo se altere.

“Cuando el suelo no absorbe más agua, la deja drenar por gravedad a un lugar más bajo, y esa parte se va convirtiendo en ríos, quebradas y toda nuestra estructura hídrica”, dijo Camilo Isaza, explicando lo que ocurre cuando el suelo no absorbe el agua que le cae, al final, los ríos son el resultado del excedente de agua que el terreno no puede absorber y por eso que se hacen las canalizaciones, para que ese excedente de agua llegue al Río Medellín lo más rápido posible. 

Juan Camilo Isaza dijo que lo que pasa con los cauces es que han sido creados con el propósito de drenar con mucha fuerza el agua y cuando llueve, esa fuerza con la que baja la cañada choca con la fuerza del ducto de destino generando una desviación en la corriente. Añadió los siguiente: “Hay más agua saliendo por las calles, las alcantarillas, las quebradas y ríos de la ciudad y esto genera los desastres que hemos visto como la inundación del túnel de Parques del Río que se generó a raíz del choque de fuerzas entre la Quebrada La Picacha y el Río Medellín”.

 
Medellín

Juan Camilo añadió que el problema más grande que tiene la comunidad paisa es el fenómeno de las lluvias y lo que desencadenan, que no son solo inundaciones repentinas, sino también los deslizamientos y arroyos que arrasan con todo. Entonces se encuentra con un fenómeno que tiene dos causas fundamentales, la impermeabilización del suelo y un evento de lluvias torrenciales. El problema de la permeación del suelo es que debilita la zona o la superficie en la que está construida una infraestructura, es una problemática que se puede evitar con planeación, pero no se hace y es por eso que con los años algunas superficies colapsan.

Si seguimos construyendo sin esta planeación e impermeabilizando la ciudad ya no hablaríamos de los arroyos de Barranquilla, sino de los arroyos de Medellín, que incluso ya se están presentando algunos como lo fue el arroyo que arrasó con el restaurante en San Lucas”, dijo Juan Camilo Isaza.

Para Juan Camilo hay varias soluciones que pueden ayudar a esa falta de planeación sobre la permeabilización del suelo, la primera sería recolectar las aguas lluvias y después entregarlas progresivamente al sistema urbano de drenaje; el segundo, el uso de cubiertas verdes que imiten la función de absorción del agua y el tercero podría ser la implementación de humedales los cuales absorben.

Por: Sebastián Peláez Gómez - Agencia de Noticias UPB

Universidad sujeta a inspección y vigilancia por el Ministerio de Educación Nacional. Resolución 17228 del 24 de octubre de 2018 - 6 años.
Otorgado por el Ministerio de Educación Nacional. Nit UPB: 890.902.922-6. Todos los derechos reservados