Historias De Diseño: Recursividad y alfabetización digital por Carol García

Disponible en:Medellín13 nov. 2020

Agencia de Noticias UPB – Medellín. La UPB y La Feria de Diseño, en su edición 2020, crearon un espacio en el que creativos hablan sobre su trayectoria, qué han aprendido de esta y cómo su carrera puede ser un ejemplo para otros. En el cuarto y último conversatorio se contó con la participación de Carol García, experta en análisis de comportamiento de consumo de moda, quien habló de la importancia de mirar desde otro punto de vista, aprovechar lo que hay alrededor e incluir la enseñanza de las herramientas digitales.

 
Carol García. Cortesía de La Feria de Diseño.

Carol García, quien es periodista, magíster y doctora en Comunicación y Semiótica, y tiene más de 20 años de experiencia en consultoría en estrategia de marketing, conversó con Margarita Baena, docente de Mercadeo de Moda en la Facultad de Diseño de Vestuario de la UPB.

En este espacio, la invitada, inicialmente, expuso que, aunque se lleve muchos años trabajando en un campo, nunca se debe perder el frescor de la mirada para mantenerse al tanto sobre qué es lo que sienten, piensan y quieren los otros, aspectos que, si se tienen presentes, hacen posible que puedas generar cosas buenas y mejores de las que se crean al solo pensar en sí mismos.

Además, se debe mirar al entorno para despertar la curiosidad, como cuando empezó a hacer su investigación de doctorado estudiando una estampación floral brasileña que se llama chita, una tela que es común en Brasil y es muy usada por la población que cuenta con menos capacidad económica, la cual descubrió que también es considerada vernácula por los mexicanos, colombianos, españoles, franceses, japoneses e indios, lo que le enseñó que todo es una construcción colectiva y que cuando se adquiere consciencia sobre la importancia de compartir, se puede usar lo tradicional para crear cosas nuevas.

Con esta reflexión creó en el 2019 un seminario para estudiar la cultura guaraní, pueblos originarios del Cono Sur, de la cual Paraguay acoge su idioma como oficial pero en Brasil no lo hablan, aunque también hay guaraníes en su territorio, así que Carol pensó en cuántas cosas no conoce porque no sabe hablar algunos idiomas, por lo que trabajó con sus estudiantes para comunicarse con los indígenas por medio de sus símbolos y desde ahí empezaron a incluir el diseño y la educación participativa y a invitar a otros estudiantes de Latinoamérica para convivir con estas comunidades y aprender de su lenguaje.

Asimismo, cuando empezó la pandemia, recordó una enseñanza de la sabiduría ancestral guaraní en la que se habla de hacer uso de las herramientas que se tienen a la mano, lo cual le sirvió para usar su computador para estar en contacto con su mamá que vive a miles de kilómetros de ella. Pero, aunque estaba el objeto, su madre no tenía el conocimiento sobre cómo manejar las plataformas, por lo que tampoco podía comunicarse con su círculo de amigas.

Por lo anterior, Carol se unió con un grupo de amigos para hacer un pastel en realidad aumentada, les enseñaron a las amigas de su mamá cómo utilizar Zoom, para asistir a una fiesta por este medio, y promovieron la inclusión digital motivando a los participantes al, adicionalmente, invitarlos a viajar virtualmente a una hacienda en Estados Unidos.

A partir de esto crearon ClapClap Celebrations, donde desarrollan fiestas virtuales, crean pasteles digitales, los envían por Instagram, organizan experiencias, tours y actividades turísticas a muchas partes del mundo, e incluso hacen editoriales de moda por FaceTime. Y ella, como comunicadora, tuvo que pensar en cómo romper la barrera impuesta por el desconocimiento del manejo de la herramienta, así que empezó a aprender cómo hacer realidad aumentada y cómo crear ambientes inmersivos, lo cual la agotaba bastante.

 
Estampaciones de The Flower Punchers. Imagen tomada de la transmisión.

Estampaciones de The Flower Punchers. Imagen tomada de la transmisión.

Carol, ante la búsqueda de relajarse, empezó a utilizar una técnica de estampación en la que se martillan las flores para sacar su tinta e impregnar su forma en la tela, para luego llevar estas estampaciones a filtros, y así surgió The Flower Punchers, su nueva empresa con la cual hacen diseños de estampación que pueden ser conocidos en un recorrido virtual, llamado Dancing Flowers, paseo digital que ya ha pasado por espacios como la feria brasileña Inspiramais e Ixel Moda, de Colombia.

Carol afirma que con una idea vienen muchas más y habla de que hay tres cosas que se deben mirar en el entorno: colores, formas y materiales, como ella hizo cuando, por ejemplo, en cuarentena, no tenía tela y utilizó el pelo que se le caía a su perro, para procesarlo y luego usarlo como lienzo y estamparlo. O, cuando en el 2004, llegó a Nueva Delhi y perdió su equipaje, pero encontró un grupo de personas de allí que le hicieron ropa estilos que antes no había usado, experiencia que le enseñó que cuando te pones en el espacio del otro, tienes mucho que aprender, pero primero tienes que abrirte.

Asimismo, Margarita, docente de Diseño de Vestuario, expone que la academia tiene la responsabilidad de abrirse de una manera creativa a mirar el mundo de otra forma porque hoy la tipología de producto, de modelo de negocio, de propuestas de valor que estamos impartiendo tienen muy poco de realidad con ese usuario real que tiene que tomar decisiones sobre productos y experiencias de felicidad.

Finalmente, Carol cree que en Latinoamérica ya tenemos experiencia pasando por dificultades, porque en este contiene todos los días tenemos que encarar obstáculos y diseñar soluciones prácticas, por lo que debemos intercambiar ideas, ya que el mundo necesita de nuestros proyectos. 

¿Te perdiste la transmisión? Revívela aquí:

Por Estefanía Pérez Botero. Agencia de Noticias UPB.

Universidad sujeta a inspección y vigilancia por el Ministerio de Educación Nacional. Resolución 17228 del 24 de octubre de 2018 - 6 años.
Otorgado por el Ministerio de Educación Nacional. Nit UPB: 890.902.922-6. Todos los derechos reservados